Noticias‎ > ‎

Se unen electricistas a Andrés Manuel López Obrador

posted Feb 5, 2012, 4:33 AM by Elección 2012 México   [ updated Feb 5, 2012, 4:34 AM ]

Luego de meses de indefinición entre el PRI y PRD, el Sindicato Mexicano de Electricistas se unió a la precandidatura de Andrés Manuel López Obrador.

"Desde aquí les decimos a los priistas del Estado de México, su hora se les acabó, hoy este acuerdo político con Andrés Manuel será un mensaje claro a la nación.

"El SME continuará con su lucha, y esta alianza política no será en el discurso, será en los hechos, porque vamos a pelear el voto, no se repetirá el 2006", dijo Martín Esparza.

Y pidió a López Obrador que la primera acción sea liberar a sus compañeros presos y con averiguaciones en su contra, tras las movilizaciones por el cierre de la paraestatal.

Con la frase "¡Mi pecho no es bodega!", el aspirante presidencial recriminó a los líderes de ese sindicato de la extinta Luz y Fuerza del Centro la tardanza en su definición, sin embargo, dijo, nunca es tarde y ambos pueden hacer una alianza exitosa rumbo a la elección del 1 de julio del 2012.

"Estaba yo molesto por la postura que estaba asumiendo el Sindicato Mexicano de Electricistas, ya ven que a mí me gusta decir lo que siento, mi pecho no es bodega.

"Es es un acto de definición, nunca, menos en estos tiempos, se puede caer en la indefinición, que es funesta. Nada de política robalera, el róbalo es el único pez que anda en dos aguas, se necesita definición y ustedes se están definiendo y nosotros vamos a saber corresponderles", arremetió.

Esto causó gritos de apoyo y la sonrisa del líder sindical Martín Esparza.

El SME llenó el estadio municipal con más de 4 mil personas, además de otras 2 mil de los partidos de izquierda.

Ahí el tabasqueño asumió el compromiso de reincorporar a los trabajadores en sus puestos con la creación de una nueva empresa de luz y fuerza.

Sin embargo, también advirtió que impulsará una política anticorrupción en los gremios y se exigirá democracia y transparencia.

Aseguró que aunque no habrá injerencia del Gobierno en la vida de los sindicatos, tampoco solapará a caciques sindicales.

Por Érika Hernández, Periódico Reforma, 5 de Febrero del 2012

Comments